Depilación con cuchilla | Depelle

Depilación con cuchilla

Fueron las necesidades estéticas masculinas las que obligaron a poner en el mercado las cuchillas comerciales para afeitarse. Antes de eso, los hombres se valían de navajas y otros objetos cortantes como cuchillos, piedras afiladas y hasta conchas marinas. Ellos desde hace muchos años las usaban para deshacerse del exceso de vello en el rostro.

No tardaron muchas marcas en empezar a fabricar cuchillas adaptadas a las necesidades de la piel de la mujer, popularizando esta manera de eliminar los pelos del cuerpo en las féminas.

Posteriormente, con la moda de la denominada metrosexualidad, los hombres empezaron a requerir hojillas no solo para su rostro sino también para las piernas, axilas, brazos, espalda, en fin para eliminar el vello de todo el cuerpo. Pronto el mercado estaba lleno de cuchillas para hombres y mujeres en cualquier cantidad de presentaciones.

Lo bueno de retirar el vello con cuchilla es que como se trata de una técnica superficial es indolora.
Más desventajas que ventajas
Hay una leyenda urbana que asegura que cuando se realiza el depilado con cuchilla, el vello nace más fuerte y grueso. Esto no es verdad. El vello vuelve a crecer con la misma fuerza, no hay variación, lo que sí ocurre es que nace todo al mismo tiempo y visualmente parece que ha salido más pelo.

Uno de los puntos positivos del uso de cuchillas es que previene la foliculosis, por lo que las personas que sufren de esta patología encontrarán en esta técnica un alivio.

Aunque usar cuchillas es práctico, porque se puede eliminar el vello de cualquier parte del cuerpo en muy poco tiempo y en cualquier momento, la verdad es que tiene más desventajas que beneficios.

Cuando se rasura la piel está luce suave y sana pero no durará mucho tiempo, toda vez que el vello no se está arrancando de raíz así que volverá a aparecer en dos o tres días. Dependiendo la fuerza del vello hasta en menos tiempo, por lo que quienes usan esta técnica son “esclavos” de las cuchillas.

La piel sufre graves consecuencias por el uso prolongado de hojillas. Se deteriora fácilmente porque la cuchilla pasa por la parte más superficial de piel. Esto se traduce en resequedad y deshidratación de la epidermis. La única manera de evitarlo es con un tratamiento a base de cremas hidratantes.

Además, hay que tener mucho cuidado de no ocasionar cortes en la piel cuando se pasa la cuchilla porque con el sangrado se pueden generar pequeñas infecciones. Las marcas que dejan estos cortes también arruinan la estética de la piel.
Hidratación después de las cuchillas
Dado que las cuchillas tienden a resecar la piel, los expertos en belleza recomiendan someterse a tratamientos de hidratación profunda para minimizar el impacto y lucir siempre una tez sana. Si no se hidrata aparecerán granitos, enrojecimiento y posiblemente de encarnen algunos vellos.

Una forma de hidratación profunda es empapar un algodón en aceite de oliva y pasarlo suavemente por el lugar que se ha depilado. Cuando se trata de cremas hidratantes debe hacerse con movimientos circulares y suaves.

Los productos naturales como el aloe vera, la manteca de karité y el aceite de almendras también son muy recomendados para mejorar el aspecto de la piel después de la depilación con hojillas.

Actualmente hay en el mercado cremas llamadas retardadoras que harán que el vello tarde un poco más en aparecer, además contienen ingredientes hidratantes y calmantes.
¿Cuchillas para la ingle?
Una de las zonas en donde las mujeres ponen especial cuidado para eliminar el vello es la ingle y aunque muchas prefieren recurrir a la cera o el láser, la verdad es que es mejor hacerlo con cuchillas toda vez que es una zona bastante delicada y este es un método no invasivo.

Muchas marcas han diseñado cuchillas especiales para esta parte del cuerpo femenino. Se adaptan a las curvas y las hojillas están hechas para evitar cortaduras. Es recomendable en la ingle aplicar siempre gel hidratante para rasurar o espumas especiales.

Las hojillas que se usan para esta zona del cuerpo están diseñadas para evitar cortes, sin embargo hay que tener especial cuidado porque los cortes en la ingle son difíciles de sanar.

Contrario al resto del cuerpo, cuando se depila la ingle hay que hacerlo en sentido del crecimiento del vello, nunca al contrario ya que es un lugar propenso a encarnaciones y de esta manera se evitan.

Luego de pasar la cuchilla es mejor no exponer la ingle al sol, por lo menos por 24 horas. Y siempre que se esté en la presencia de rayos UV colocar bloqueador solar.
Un método económico
El uso de cuchillas para depilar es uno de los métodos más económicos que hay en el mercado de la estética. Las cuchillas tienen precios variados de acuerdo con la cantidad y marcas.

Po ejemplo los empaques de 12 afeitadoras desechables cuestan entre 30 y 40 dólares. Algunas están diseñadas para que se mantenga el mango y solo haya que cambiar la cuchilla, están cuestan entre 15 y 30 dólares, dependiendo la cantidad.

Ahora si solo se compran las hojas de afeitar es mucho más económico. Los paquetes de 10 hojillas, doble filo y de acero inoxidable importan 5 dólares.

Mientras que las marcas más populares para mujeres no superan los 10 dólares, estas tienen hasta seis hojillas en una para evitar que se deban rasurar varias veces y generalmente traen aloe vera para prevenir irritaciones.
Tips para depilarse con cuchilla
Pese a que no se trata de la técnica más efectiva para deshacerse de los molestos vellos, sí es un de las más utilizadas. En base a esto hay una serie de tips que hacen que el depilado con cuchilla sea más eficiente:

Hay que saber escoger las máquinas. En el caso de las mujeres, lo mejor es seleccionar una que adapte a la forma de sus piernas con cabezales ovalados que le permitan llegar fácilmente a otras partes del cuerpo como las axilas y la ingle.
Si las máquinas tienen banda lubricante y además varias hojillas mejor, así se pasa menos veces y la piel quedará hidratada.
Preferiblemente, hacer la depilación dentro de la ducha para que con el agua el vello se ablande y nunca pasar la hojilla sin antes aplicar una espuma de afeitar o en su defecto abundante jabón.
Al igual que en cualquier otro proceso de depilación es primordial que 24 horas antes se haga una exfoliación de la piel para eliminar las células muertas.
Lavar la zona depilada con agua fría ayudará a cerrar los poros y el enrojecimiento desaparecerá más rápido.
Inmediatamente al salir de la lucha aplicar una crema rica en Vitamina E.
Cuando se depilan las axilas con hojillas, hay que esperar por lo menos 20 minutos para aplicar desodorante porque estos contienen productos químicos que pueden aumentar la irritación y hasta generar quemaduras.
Las cuchillas deben cambiarse constantemente y lavarse después de cada depilación.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *